lunes, 19 de julio de 2010

Shalom Auslander: Lamentaciones de un prepucio


Idioma original: inglés
Título original: Foreskin’s Lament
Año de publicación: 2010
Valoración: Recomendable


Shalom Auslander fue educado en la ortodoxia judía, aunque pronto decidió desobedecer a Dios e incumplir todas las normas que debía respetar para tenerLo contento. Su desobediencia comenzó con los alimentos no kosher, pero no pasó mucho tiempo antes de que decidiera consumir pornografía, drogarse, robar y masturbarse de forma compulsiva, lo que desembocó en un modo de vida laico y completamente alejado de todo aquello que le habían enseñado.

Sin embargo, Auslander confiesa que sigue siendo un hombre creyente. Que, a pesar de sus esfuerzos y su consciente y meditado rechazo a todo lo judío, sigue siendo un hombre religioso –que no practicante– y, sobre todo, temeroso de Dios. Por eso, ahora que su hijo está a punto de nacer, duda si debe circuncidarlo. ¿Debe hacerlo, para tenerLo contento, o debe desafiarLo una vez más y exponerse a la muerte lenta y dolorosa que Él le impondrá como castigo?

Con un estilo rápido y una prosa hilarante, el autor nos cuenta cómo fue su educación, el carácter difícil y hermético de su familia (especialmente, de sus progenitores) y cómo cada desafío a Dios lo sume en un mar de sentimientos contradictorios. Independientemente de las divertidas anécdotas que lo pueblan, este libro nos ofrece una profunda reflexión sobre la gran influencia que tiene la religión en nuestras vidas y, así mismo, sobre la identidad. Auslander muestra así su frustración al descubrir que es incapaz de abrazar la racionalidad y olvidar completamente todo aquello que le han enseñado a creer –y temer– desde que era un niño, y elabora una cínica, directa y acertada crítica de la religión y, en general, de toda creencia extremista que condiciona nuestras vidas y nos cohibe hasta el punto de anular nuestra propia personalidad.

También de Shalom Auslander en ULAD: Esperanza: una tragediaCuidado con Dios