jueves, 26 de abril de 2012

Rosa Montero: Lágrimas en la lluvia

Idioma original: español
Año de publicación: 2011
Valoración: Recomendable

No sé vosotros, pero yo personalmente valoro cuando un escritor, o un creador en general, se sale de su "zona de confort" para adentrarse en terrenos nuevos, intentando un nuevo estilo, un nuevo género, una forma distinta, personajes diferentes. Es lo que pasa con Rosa Montero, que en esta novela abandona el mundo realista del Madrid contemporáneo en que transcurren habitualmente sus novelas, y se atreve con el género de la ciencia ficción futurista (la acción se sitúa en el año 2109, aunque, eso sí, sin moverse de Madrid).

Las "lágrimas en la lluvia" del título son, obviamente, una referencia al monólogo final del replicante Rutger Hauer en Blade Runner (al que se hace referencia en la novela de Rosa Montero, con lo que la referencia se convierte en inclusión explícita). El mundo de Lágrimas en la lluvia es también un mundo futurista lleno de avances tecnológicos (implantes electrónicos, teletransportación, estaciones espaciales...) y no especialmente distópico: después de varias guerras, el planeta entero ha alcanzado la "Paz Humana" y se ha fundido en unos Estados Unidos de la Tierra; ha entrado en contacto con civilizaciones alienígenas y, lo que determina la acción de la novela, ha logrado la construcción de humanos artificiales, "replicantes" o tecnohumanos.

En realidad, la novela es una mezcla de ciencia ficción y novela negra (una mezcla muy habitual por otra parte): a los elementos futuristas se superpone una trama de acción, protagonizada por la detective replicante Bruna Husky, con varios suicidios/asesinatos de replicantes como espoleta y una conspiración político-racial como telón de fondo. Es muy evidente, por otro lado, la intención de Rosa Montero de utilizar esta estructura genérica para plantear temas candentes de la realidad contemporánea: el racismo, el fanatismo político o religioso, el control sobre la información (con ese Archivo Central de los Estados Unidos de la Tierra, que es una mezcla de la Wikipedia y el Ministerio de la Verdad Orwelliano)...

Lágrimas en la lluvia es una novela bien contada, rápida y entretenida. Se le puede reprochar que el desenlace sea demasiado rápido, excesivamente fácil y satisfactorio (¿una conspiración que alcanza altos niveles de poder no debería ser capaz de defenderse?); pero hasta ese punto la trama está bien construida, con algunos momentos entrañables (la mascota alienígena es de lo mejor de la novela) y con unas cuantas sorpresas bien traídas. En fin, una lectura que garantiza pasar un buen rato; ¿qué más se puede pedir?