miércoles, 8 de abril de 2009

Antonio Buero Vallejo: La fundación


Idioma original: Español.
Año de publicación:
1974.
Valoración: Imprescindible.

Todas las obras de Buero Vallejo que conozco (El tragaluz, En la ardiente oscuridad, Historia de una escalera...) me parecen, simplemente, brillantes.

A pesar de su aparente sencillez, en ellas cada palabra, gesto o movimiento de los personajes es el adecuado; no falta ni sobra absolutamente nada.

Son historias lúcidas, inteligentes, repletas de un simbolismo que, por cuestiones políticas, al autor le fue necesario para expresar su fuerte compromiso social.

Ésta es, sin duda, la que más me impresionó de todas ellas. Quizá porque pone de manifiesto algo que me da mucho miedo; que la realidad que percibimos (por muy conscientes que creamos ser con respecto a ella) probablemente no es exactamente igual a como la aprehendemos. Es más, tanto a un nivel social como metafísico, podemos decir que lo que nos parece evidente, a veces se muestra como lo absolutamente contrario. No es sólo que vivamos, en ocasiones, "engañados" por la maldad o el interés de algunos, sino que, para nuestra desgracia y a causa de nuestra propia limitación humana, no podemos captar todos los matices de la realidad en que estamos inmersos.

Pero ésta es sólo mi interpretación de una obra tan honda que dejará en cada lector un poso diferente.

Ahí les dejo algunos retazos de un texto impresionante, a ratos sobrecogedor:

"Tal vez todo sea una inmensa ilusión. Quién sabe. Pero no lograremos la verdad que esconde dándole la espalda sino hundiéndonos en ella."

"Cuando has estado en la cárcel acabas por comprender que vayas donde vayas, estás en la cárcel."

"Entonces hay que salir a la otra cárcel y cuando estés en esa salir a otra y en esa a otra.. La verdad te espera en todas y no en la inacción. Te esperaba aquí.. pero sólo si te esforzabas en ver la mentira de la fundación que imaginaste."

Otras obras de Antonio Buero Vallejo en ULAD: El tragaluz

2 comentarios:

Aedea dijo...

En La Fundación existe un elemento que me ha impresionado profundamente pues a través del personaje-perspectiva de Tomás descubrimos la transformación de la Fundación en carcel, siempre a la par que Tomás y guiados por una escenografía impecable.
Se nos muestra a Tomás como un persoanje débil, que pese a ser torturado y delatar a sus compañeros es incapaz de afrontaresta realidad y se inventará una paralela.
He aquí una crítica a los dos tipos de cárceles en las que esta atrapado el ser humano: la materia o física y la de la mente, que sitia a Tomás.


El lenguaje utilizado es culto, no habiendo lugar para usos coloquiales o jergas pero no deja de ser sencillo con el fin de facilitar la comunicación con el público así como la involucración deste. El lengaje será verosímil con el fin de dar factibilidad al argumento


Como apunte final, decir que me ha impactado el profundo simbolismo y las inclusiones históricas: especialmente los hologramas de Tulio o el mal olor del aseo.


Gracias por la recomendación, seguiré tu criterio.


B´sssssoooooooooos

paaliy dijo...

gracias a ti por todo lo que aportas con tu comentario.

un abrazo, aedea!