martes, 14 de junio de 2011

Kenizé Mourad: De parte de la princesa muerta

Idioma original: francés
Título original: De la part de la princesse morte
Fecha de publicación: 1999
Valoración: Recomendable

Cuántas veces hemos hablado en este blog de ese farragoso tema que es el llamado best-seller. Que si se trata o no de literatura de segunda; que si engloba o no obras clásicas que se vendieron muy bien en su tiempo; que si peca o no de ligereza en cuanto a estilo y construcción de tramas y personajes...Vamos, que nos encontramos ante un debate infinito.

Bueno, pues el libro que hoy toca, hay que decir que ha sido descrito como un típico best-seller por la inmensa mayoría de la crítica literaria del planeta, algo lógico considerando su ritmo ágil y ameno pese a tener más de quinientas páginas y transcurrir por diferentes países y épocas históricas. Pero, ¿de qué va el asunto? ¿Y quién y por qué lo escribió?

De parte de la princesa muerta es una novela histórica obra de la periodista y escritora francesa de origen turco-indio Kenizé Mourad. La autora se decidió a escribir este libro para contar la asombrosa y excitante vida de su madre, una princesa turca que la dejó huérfana en cuanto la trajo al mundo.

Gracias al trabajo de su hija, conoceremos en esta novela la peliculera (pero real) historia de Selma, nieta del sultán otomano Mourad V. Dividida en cuatro partes, veremos primero cómo es la vida de la pequeña y risueña princesita Selma, correteando y jugando feliz por su palacio turco, ajena a la cruda realidad que se cierne sobre su patria. Al haber sido un país aliado de los alemanes, perdedores en la Primera Gran Guerra, Turquía se ve pronto invadida por franceses, italianos, griegos e ingleses, que campan a sus anchas por sus tierras dispuestos a acabar con la hegemonía de los sultanes.

La segunda parte nos llevará al Líbano ocupado por los franceses, donde Selma se refugia junto con su madre y su fiel eunuco, y allí la veremos crecer, reivindicar sus raíces musulmanas en un colegio de monjas francesas y sufrir su primer desengaño amoroso. Esto último le pesará mucho a la hora de decidirse a irse a la India a casarse con un rajá al que ni siquiera conoce. Así llegaremos a la tercera parte del libro, la de la India, donde se verá cómo choca Selma con las costumbres indias en general, con su atractivo e inflexible marido en particular. Es la más larga de todas y la anteúltima, antes de acompañar a Selma al París de la invasión alemana, donde dará a luz a su pequeña...

Por lo tanto, sí, puede que este libro sea un perfecto ejemplo de best-seller, y que Selma sea demasiado bella, virtuosa y valiente como para creérnosla siempre, pero hay que reconocer que se trata de una obra que se sigue con interés de principio a fin, muy bien escrita y muy amena, ideal para conocer varios contextos históricos en diferentes escenarios de los que muchos lectores apenas sabrán nada.

El libro cuenta con una especie se segunda parte en la que la hija de Selma, la propia Kenizé Mourad, acude a la India para reencontrarse con su perturbado padre. Pero sólo he oído al respecto, no sé si será una obra tan recomendable como la que la precedió.