viernes, 20 de agosto de 2010

Joaquim Maria Machado de Assis: Don Casmurro

Idioma original: portugués

Título original: Dom Casmurro
Año de publicación: 1899
Valoración: Muy recomendable


Machado de Assís está considerado como uno de los escritores clásicos de la literatura brasileña, y a pesar de ello no es demasiado famoso en España -ésa es, al menos, la impresión que tengo yo, podría estar equivocado-. Don Casmurro, una de sus obras más conocidas, traducidas y estudiadas, da desde luego buena fe de la destreza técnica de su autor, y de su capacidad para tratar una trama que podría considerarse trágica, con una ironía y un distanciamiento cómicos que la convierten, casi, en una farsa.

Don Casmurro, leída solo como argumento desnudo, podría ser solo una de tantas "novelas de adulterio" que pueblan la literatura decimonónica; pero una vez que se transforma en la novela de Machado de Assis, se convierte en un ejercicio de técnica narrativa que desafía al lector y lo provoca. El narrador y protagonista de la novela, Bento (alias Bentinho, alias Don Casmurro) nos cuenta la historia de su vida y, sobre todo, la de sus amores con Capitú, desde la infancia hasta la edad adulta, y hasta que descubre su supuesta infidelidad, encarnada en su único hijo, Ezequiel.

Pero Don Casmurro, como narrador, tiene dos características que condicionan toda la novela: en primer lugar, es plenamente consciente de estar escribiendo una novela (y se entromete en el proceso con comentarios sobre el ritmo, el orden o la veracidad de la narración); y en segundo lugar, es un ejemplo perfecto de lo que Wayne Booth llamó unreliable narrator ("narrador no fiable"), ya que sus celos casi enfermizos -él mismo se identifica con Otelo-, su personalidad manipulable y su excesiva imaginación obligan al lector a cuestionarse todo lo narrado, distinguiendo los "hechos" de las "interpretaciones" del narrador.

Además, a través de toda la novela se mantiene una superficie cómica y ligera que la envuelve, y que evita, como decía antes, la lectura trágica: capítulos muy cortos (de uno o dos párrafos, a veces) alternan con capítulos de varias páginas; los personajes ridículos -incluido, y de manera destacada, el propio Don Casmurro- se suceden; episodios sin relación aparente con la trama se insertan aquí o allá a modo de comentario o de digresión... Así, la lectura de la novela es amena y fácil, variada y original, sin renunciar por ello a presentar personajes complejos, ambiguos y realistas.

El alienista, también de Machado de Assis, es también una lectura recomendable.

2 comentarios:

Dame Magia dijo...

Hola necesitaría conseguir este libro, ustedes lo venden o lo prestan o saben donde lo puedo conseguir? les dejo mi mail de contacto emma.palmieri@gmail

Gracias!

Dame Magia dijo...

Hola necesitaría conseguir este libro, ustedes lo venden o lo prestan o saben donde lo puedo conseguir? les dejo mi mail de contacto emma.palmieri@gmail

Gracias!