lunes, 11 de enero de 2010

Karmele Jaio: Las manos de mi madre

Idioma original: euskera
Título original: Amaren eskuak
Año de publicación: 2008
Valoración: Está bien

A veces, da la impresión de que un libro tiene la obligación de cambiarnos la vida o de hacernos pasar el rato más emocionante de nuestra existencia. Nos lo tiene que dar todo: emoción, intriga, acción desbordante, sexo apasionado, violencia... y una sensación de alivio y tranquilidad de espíritu al pasar la última página. Casi nada. Pero, ¿qué pasa con esos libros que no “emanan” emociones fuertes, sino que se limitan a contar una historia? Que, también a veces, nos acaban calando más hondo que los anteriores.

Las manos de mi madre es una de esas obras que recordamos tanto por su calidad narrativa como por la sencillez y la cercanía de la historia que nos ofrece. Así, la autora nos presenta a Nerea, una joven que compagina el cuidado de su madre (postrada en una cama de hospital y más ausente que presente) con la relación con su marido, con su hija y con ciertos fantasmas del pasado que aprovecharán su baja guardia para reaparecer.

Narrada con un ritmo tranquilo y carente de estridencias, nos llega esta novela que habla de relaciones humanas, del amor que sentimos hacia los demás y, sobre todo, de saber perdonarnos a nosotros mismos. Toda una lección de sencillez y saber hacer.

2 comentarios:

Guillermo Gómez dijo...

No he leído este libro, pero estoy leyendo "Musika airean" y "Zu bezain ahul"también de Karmele Jaio y me están pareciendo unos libros muy bien escritos. Les haré una reseña en cuanto los termine.

izas dijo...

anda, pues qué bien
yo tengo pendientes esos dos, así que esperaré a ver qué cuentas
:)