lunes, 3 de agosto de 2009

Oliver Sacks: Musicofilia. Relatos de la música y el cerebro

Idioma original: inglés
Título original: Musicophilia: Tales of Music and the Brain
Año de publicación: 2009
Valoración: Recomendable

Hace años que leo con avidez los libros de Oliver Sacks. Me gusta la forma en que este neurólogo inglés afincado en Nueva York describe sus casos clínicos más extraños de forma amena, centrándose en las experiencias de los pacientes y en la manera en la que aceptan sus enfermedades y se adaptan a la sociedad más que en el detalle meramente científico. Gracias a sus libros, he descubierto qué es la agnosia visual, que un enfermo de síndrome de Tourette puede ser un genial cirujano y que hay personas en el mundo que “no saben ver”. Así, después de leer El hombre que confundió a su mujer con un sombrero, Un antropólogo en Marte, Despertares o Veo una voz, esperaba con curiosidad su siguiente libro.

Y debo decir que no me ha defraudado. Sacks sostiene que los seres humanos “somos una especie tan lingüística como musical” y, partiendo de esta premisa, analiza la relación que tienen con la música sus pacientes –gente corriente o músicos profesionales– e incluso él mismo. Además, arroja una luz sobre fenómenos relacionados con ella, como las alucinaciones musicales, las melodías pegadizas que se convierten en bucles sonoros, el síndrome de Williams (un fenómeno de extrema sociabilidad), la amusia (la incapacidad para sentir la música)…

Pero Musicofilia también es interesante porque nos explica cómo “funciona” la música dentro del cerebro y reflexiona sobre su influencia en nuestra vida. No en vano está presente en ella desde nuestro nacimiento y es tan capaz de sumirnos en una depresión como de levantarnos el ánimo, actuar como motor de la memoria o como terapia para tratar ciertas enfermedades, como el Parkinson, la encefalitis o el síndrome de Tourette. Casi nada.

3 comentarios:

Jaime dijo...

Gran entrada, Izas, en todos los sentidos, jeje.. Me han entrado unas ganas enormes de leer a este tipo. ¡Bienvenida al equipo!

Maria Rosa dijo...

un autor que engancha!
Me encantan sus libros. Interesantísimos y amenos

Anónimo dijo...

Cual seria su mejor libro?

Gracias