viernes, 20 de junio de 2014

Michela Murgia: La acabadora

 Idioma original: italiano
 Título original: Accabadora
 Fecha de publicación: 2011
 Valoración: Muy recomendable

 Cuando encontré La acabadora husmeando en una de las bibliotecas que frecuento, su título me sonó vagamente, y su argumento, explicado en la contraportada, me pareció muy atractivo, tanto como su portada, en la que aparece un rostro joven y femenino iluminado por unas velas. No necesité nada más para llevármelo a casa. Luego, gracias a Internet, descubriría que esta novela de Michela Murgia fue un libro multipremiado en su país, Italia, obteniendo, incluso, el prestigioso Premio Campiello.

 Y ahora que he terminado de leerlo, la sensación que me ha dejado ha sido tan agradable que entiendo el éxito que cosechó. Porque es una obra corta y sencilla de leer, sí, pero a la vez, rica en elementos sugerentes. Una historia original ambientada en un entorno aparentemente austero e inofensivo que se hace creíble al haber sido narrada de una forma franca y clara, sin intenciones de epatar o provocar regocijo.

 La trama del libro se desarrolla en Soreni, un pequeño pueblo de Cerdeña, durante los años cincuenta del siglo pasado. María, la cuarta de cuatro hermanas, hijas de una viuda sin muchos medios, se convierte en la fillus de anima (una figura a medio camino entre la adopción y el apadrinamiento) de una anciana del pueblo llamada Bonaria. La mujer, que trabaja como modista, será la encargada de criarla y educarla como si fuera su madre, pero sin que la cría pierda el vínculo con su familia de sangre. Y aunque la relación entre la niña y la señora será buena, María pronto descubrirá algo extraño en la conducta de Bonaria: las vísperas de la muerte de ciertas personas del pueblo, la mujer sale de casa a horas intempestivas. A Bonaria no le quedará más remedio que confesar a su “niña del alma” su peculiar y oscura segunda profesión, consistente en dar “el último empujón” a aquellos que se debaten entre la vida y la muerte. Pero eso sí, completamente condicionada y limitada por un férreo y ancestral código de conducta. Y un decisivo suceso unido al rechazo inicial de María por el extraño papel de su segunda madre, hará que la chica huya del pueblo durante unos años.

 No creo que haga falta dar más detalles sobre los sucesos que vivirá María a lo largo de La acabadora, ni de los personajes que aparte de Bonaria la arroparán, para dar pistas sobre el atractivo que desprende este digno y agradable libro. La atmósfera física y temporal que transmite tiene mucho encanto, y las citas constantes a la gastronomía italiana ayudan a que ésta se presente poderosa y muy sensitiva. Quizás, como punto negativo, citaría a cierto personaje masculino con el que María tiene una relación íntima justo al final del libro y que no creo que aporte nada a la historia, algo que así podría haber sido si la escritora hubiera incidido más en él.

Pero en fin, considero que La acabadora es un libro muy recomendable y que será interesante leer más obras de Michela Murgia.

1 comentario:

Ana Blasfuemia dijo...

Me encantó este libro, el personaje de Bonaria, la ambientación, quizás menos la parte en que María se va del pueblo, pero en definitiva me dejó muy buen sabor de boca.

Saludos